top of page
  • Foto del escritorSanta Cruz Nuestro Lugar

El otro “Pacto de Mayo”

“Nuestro Run Run” te trae la radiografía en materia política del suceso de la semana: reclamos, ninguneo, relaciones rotas, la defensa de lo nuestro y el primer acercamiento institucional.

El presidente Javier Milei, presentó como un “nuevo contrato social” al denominado “Pacto de Mayo” por el cual instó a gobernadores en principio y a lideres de la totalidad del arco político a firmar en Córdoba el 25 de mayo el compromiso para los 10 puntos que marcan “los principios del nuevo orden económico argentino”. Esto se dio claro, luego de haber fracasado la “Ley Ómnibus” que fue retirada por el mismo oficialismo sin haber establecido consensos justamente con los mandatarios provinciales.




 

En ese contexto, la presentación a la sociedad en la apertura de las Sesiones Legislativas consta de 10 puntos que fueron presentados por La Libertad Avanza como una condición para cualquier tipo de negociación con las provincias:  1-La inviolabilidad de la propiedad privada; 2-El equilibrio fiscal innegociable; 3-La reducción del gasto público a niveles históricos; 4-Una reforma tributaria que reduzca la presión impositiva, simplifique la vida de los argentinos y promueva el comercio; 5-Rediscutir la coparticipación federal de impuestos para terminar para siempre con el “modelo extorsivo actual”; 6-Un compromiso de las provincias de avanzar en la explotación de los recursos naturales del país; 7-Una reforma laboral moderna; 8-Una reforma previsional que dé sustentabilidad al sistema, respete a quienes aportaron y permita, a quienes prefieran, suscribirse a un sistema privado de jubilación; 9-Una reforma política estructural que modifique el sistema actual y 10-La apertura al comercio internacional.

 

Días atrás, Claudio Vidal, fue tajante en medios nacionales adelantando qué de no recibir una respuesta favorable a las demandas santacruceñas, los legisladores nacionales no aprobarían la “Ley Bases” ni al “Pacto de Mayo”.




 

Lo que sucede es que en Santa Cruz hay diversos puntos de conflicto que no están teniendo respuesta desde la Casa Rosada, por lo que el gobernador marcó una postura sin tibieza indicando que el sentirse “aliado” los primeros dos meses de la gestión quedó atrás y fue más allá aún, puntualizando “acá hay decisiones unilaterales que realmente están perjudicando a gran parte del país”.

 

El reclamo santacruceño con distintas aristas y focos de conflicto es bien conocido por el gobierno nacional, es más cuando el presidente estuvo de paso por Río Gallegos en la primera semana de enero fue el mismo gobernador quien lo recibió en el aeropuerto con una carpeta de YCRT con la propuesta de los trabajadores mineros bajo el brazo, cuestión que se repitió hace apenas unas horas cuando Milei también hizo escala en nuestra capital para cargar combustible según se indicó oficialmente pero sin ningún tipo de recibimiento institucional por parte del gobierno provincial ni municipal.

 

Las críticas a Vidal tampoco tardaron en aparecer desde el aparato de propaganda libertaria con el diputado nacional José Luis Espert y el periodista Jonatan Viale a la cabeza, quienes lo mandaron a estudiar “educación cívica” y lo tildaron de “protokirchnerista”, en una crítica de manual que plantea la dicotomía en términos políticos “estás conmigo o estás contra mí” con un antagonismo más burdo aún: todo aquel que no adhiere al 100% del recetario libertario es K.




 

Lejos de intimidarse y para no dejar dudas, el gobernador apuntó nuevamente no solo a Javier Milei sino también a su antecesora Alicia Kirchner, “nos dejó la Provincia endeudada y una administración, realmente, desprolija. Si a esta circunstancia le sumamos que desde la Nación estamos recibiendo el treinta por ciento de fondos, estamos diciendo que la realidad es muy compleja y que tenemos que ser prudentes a la hora de definir las prioridades” entre la que priorizó la sostenibilidad de los puestos de trabajo.

 

Con un esquema político que va mutando constantemente, en las últimas horas se anunció oficialmente la “colaboración mutua” entre la gestión de Claudio Vidal y Pablo Grasso, se da en un marco de institucionalidad en las actividades del 25 de Mayo claro está pero en un día en el que el gobierno nacional espera a Vidal en la provincia de Córdoba para sellar el “Pacto de Mayo”.

 

Pensar en otro “Pacto de Mayo” entre el gobernador y el intendente capitalino que exceda lo institucional es sumamente complejo, cabe recordar que a más de 100 días de gestión recién la primera foto de los dos lideres políticos de mayor relevancia en Santa Cruz al día de hoy se daría recién en el acto oficial por la Revolución de Mayo: “Que sea un punto de encuentro de toda la comunidad santacruceña y que sea un espacio de unidad y fraternidad” señaló Vidal en el comunicado oficial.  



Entradas recientes

Ver todo

Comentários


bottom of page